Lupus eritematoso sistémico

De Previpedia
Saltar a: navegación, buscar

El lupus eritematoso sistémico es una enfermedad autoinmune, crónica, de etiología desconocida, con un espectro de manifestaciones clínicas muy variado, asociadas a la presencia de autoanticuerpos. Hasta el 90% de los pacientes pueden presentar manifestaciones del aparato locomotor durante el curso de la enfermedad, especialmente al inicio de la misma, bien en forma de artralgias de distribución simétrica, que suelen ir acompañadas de rigidez matutina, o bien artritis oligo o poliarticular.
La artritis puede ser intermitente, migratoria. Una forma característica es la artropatía de Jaccoud, que consiste en una artritis muy deformante, con desviación cubital reductible de las articulaciones metacarpofalángicas asociado a hiperextensión de las interfalángicas proximales (dedos en cuello de cisne y pulgar en zeta), pero con poco dolor y escasa repercusión funcional.
Las roturas tendinosas son frecuentes, especialmente en tendón rotuliano, aquíleo y extensores de las manos. También es frecuente la laxitud ligamentosa y pueden aparecer nódulos subcutáneos, que son indistinguibles de los nódulos reumatoideos.
Son frecuentes las mialgias y se puede ver una miopatía inflamatoria con debilidad proximal, aumento de creatinfosfoquinasa y electromiograma.
La necrosis ósea aséptica es relativamente frecuente, en particular en la cabeza femoral, aunque también puede presentarse en cabeza humeral, cóndilos femorales o cualquier otra localización y puede ser única o múltiple. Se ha implicado en su patogenia a los glucocorticoides y a los anticuerpos antifosfolípidos.

Bibliografía[editar]

VV.AA.: Enciclopedia práctica de Medicina del Trabajo. INSST.