Sistema de control de calor y humos

De Previpedia
Saltar a: navegación, buscar
Exutorio

Los sistemas de control de calor y humos son sistemas de extinción de incendios que limitan los efectos del calor y de los humos en caso de incendio. Estos sistemas pueden extraer los gases calientes generados al inicio de un incendio y crear áreas libres de humo por debajo de capas de humo flotante, favoreciendo así las condiciones de evacuación y facilitando las labores de extinción.
Entre los componentes de un sistema de control de calor y humos se encuentran las cortinas o barreras, mediante las cuales se consigue dirigir el humo hacia los exutorios, ya sea canalizándolos o impidiéndoles el paso por determinadas áreas, los exutorios y las conexiones y elementos de control.
Un sistema de control de humos adecuado a un edificio permitirá alcanzar uno o más de los siguientes objetivos:

  • Mantener las vías de acceso y evacuación libres de humos.
  • Facilitar las operaciones de lucha contra el incendio al generarse una capa libre de humos.
  • Controlar la potencia térmica de los humos, reducien­do el riesgo de la combustión súbita generalizada o flashover.
  • Reducir el efecto térmico sobre los elementos de la estructura portante.
  • Proteger los equipamientos y los mobiliarios, enseres y accesorios.
  • Reducir los daños causados por los gases calientes y por la descomposición térmica de los productos.

Tipos de sistemas de control de calor y humos[editar]

Sistemas de ventilación para evacuación de humos y calor[editar]

Están basados en estrategias de flotabilidad, y están compuestos por un conjunto de aberturas (aireadores naturales) o equipos mecánicos de extracción (aireadores mecánicos) para la evacuación de los humos y gases calientes de la combustión de un incendio, por aberturas de admisión de aire limpio o ventiladores mecánicos de aportación de aire limpio y, en su caso, por barreras de control de humo, dimensionadas de manera que se genere una capa libre de humos por encima del nivel de piso del incendio y se mantenga la temperatura media de los humos dentro de unos niveles aceptables.
Los sistemas de control de temperatura y evacuación de humos por flotabilidad se proyectarán de acuerdo con lo indicado en la UNE 23585. La instalación, puesta en marcha y mantenimiento de los sistemas de control de humos, cuando sean aplicados a edificios de una planta, multiplanta con atrios, multiplanta con escaleras o a emplazamientos subterráneos, se realizará según lo indicado en la UNE 23584.

Sistemas de control de humos y calor por presión diferencial[editar]

Son sistemas concebidos para limitar la propagación de humo de un espacio a otro, dentro de un edificio, a través de resquicios entre las barreras físicas (por ejemplo: rendijas alrededor de puertas cerradas), o por las puertas abiertas. Estos sistemas permiten mantener condiciones seguras para las personas y los servicios de extinción en los espacios protegidos.
El diseño y la instalación de los sistemas de presurización diferencial, para establecer las rutas de escape de las personas y de protección a los Servicios de Extinción de Incendios, especialmente en los edificios multiplanta con escaleras comunes, se realizará de acuerdo con la UNE-EN12101-6 y con la UNE 23584, en los aspectos que la anterior no prevea.

Sistemas de control de humos y calor por ventilación horizontal[editar]

Son sistemas concebidos para limitar la propagación del humo desde un espacio a otro dentro de un edificio con reducida esbeltez.
Hasta el momento de entrada en vigor de normas europeas UNE-EN para el diseño de los sistemas de control de humos y calor por ventilación horizontal, se podrá hacer uso de otras normas o documentos técnicos de referencia, de reconocida solvencia, que sean reconocidos por el Ministerio de Economía, Industria y Competitividad. A estos efectos, pueden considerarse las normas o documentos técnicos cuya utilización haya sido aprobada en otros Estados Miembros.

Sistemas de ventilación para extracción de humos[editar]

Son sistemas concebidos para extraer el humo generado durante un incendio, funcionando durante y/o tras el mismo. Su diseño se realizará según la capacidad de extracción, a partir de un ratio del volumen del edificio (renovaciones por hora) o a través de otros parámetros, según el método escogido. También pueden utilizarse para la extracción del humo tras el incendio, cuando se instala un sistema de supresión del incendio incompatible con un sistema de control de humos de los otros tipos indicados.

Programa de mantenimiento de los sistemas de control de calor y humos[editar]

Operaciones a realizar por personal especializado del fabricante, de una empresa mantenedora, o bien, por el personal del usuario o titular de la instalación
CADA TRES MESES CADA SEIS MESES
Comprobar que no se han colocado obstrucciones o introducido cambios en la geometría del edificio (tabiques, falsos techos, aperturas al exterior, desplazamiento de mobiliario, etc.) que modifiquen las condiciones de utilización del sistema o impidan el descenso completo de las barreras activas de control de humos.

Inspección visual general.

Comprobación del funcionamiento de los componentes del sistema mediante la activación manual de los mismos.

Limpieza de los componentes y elementos del sistema.

Operaciones a realizar por el personal especializado del fabricante o por el personal de la empresa mantenedora
CADA AÑO
Comprobación del funcionamiento del sistema en sus posiciones de activación y descanso, incluyendo su respuesta a las señales de activación manuales y automáticas y comprobando que el tiempo de respuesta está dentro de los parámetros de diseño.

Si el sistema dispone de barreras de control de humo, comprobar que los espaciados de cabecera, borde y junta (según UNE-EN 12101-1) no superan los valores indicados por el fabricante.
Comprobación de la correcta disponibilidad de la fuente de alimentación principal y auxiliar.
Engrase de los componentes y elementos del sistema.
Verificación de señales de alarma y avería e interacción con el sistema de detección de incendios.

Legislación[editar]

Reglamento de instalaciones de protección contra incendios, especialmente los siguientes apartados:

Bibliografía[editar]

VV.AA.: Enciclopedia de salud y seguridad en el trabajo, capítulo 41: "Incendios". Organización Internacional del Trabajo.
Álvaro Fernández de Castro Díaz: Nota Técnica de Prevención 928. Sistemas de control de temperaturas y evacuación de humos de incendio.