Anexo:Características de los laboratorios básicos de Nivel de Bioseguridad 1

De Previpedia
Saltar a: navegación, buscar

Prácticas de laboratorio[editar]

  • Las puertas del laboratorio deben mantenerse cerradas y el acceso al laboratorio se limitará, a juicio del responsable del mismo, cuando los experimentos se hallen en marcha.
  • Las superficies de trabajo se descontaminarán al menos una vez al día, al final de la jornada de trabajo y después de cualquier derrame de material biológico.
  • Se evitará el desorden y la falta de limpieza dentro del laboratorio.
  • Debe evitarse el uso innecesario de agujas hipodérmicas, de jeringas o de otros instrumentos cortantes o punzantes. Cuando sea imprescindible se utilizarán instrumentos con dispositivos de seguridad, a la vez que se especificarán y aplicarán procedimientos seguros tanto para su utilización como para su eliminación y la de los residuos sanitarios contaminados. También se formará y capacitará al trabajador para la aplicación y utilización adecuada de los mismos (ver Anexo:Prevención de lesiones por objetos cortantes y punzantes y Anexo:Recomendaciones de utilización de instrumentos cortopunzantes).
  • Los residuos cortantes o punzantes se recogerán en contenedores adecuados resistentes (ver Gestión de residuos sanitarios).
  • En la medida de lo posible, se sustituirá el material de cristal por el de plástico.
  • Cualquier técnica o manipulación debe efectuarse de manera que se minimice la generación de aerosoles y salpicaduras.
  • La recogida y limpieza de derrames se realizará de forma segura según procedimiento escrito.
  • Está prohibido pipetear con la boca; para ello se emplearán dispositivos de tipo mecánico.
  • Se evitará llevarse las manos, o cualquier material, a la boca así como frotarse los ojos.
  • No está permitido comer, beber, fumar, maquillarse o llevar lentillas en el laboratorio.
  • La comida se almacenará en armarios refrigeradores destinados a tal fin y situados fuera de la zona de trabajo.
  • Tras la manipulación de materiales o animales contaminados, los trabajadores deberán lavarse las manos, después de quitarse los guantes y al salir del laboratorio.
  • Estará prohibido salir del laboratorio con la ropa de trabajo y con los equipos de protección individual puestos.
  • La ropa de trabajo no se guardará en el mismo lugar que la ropa de calle; al respecto, se recomienda una doble taquilla, una para la ropa de calle y otra para la ropa de trabajo.
  • La recogida, manipulación, almacenamiento y el transporte de muestras, de material contaminado o de residuos se hará en contenedores específicos y de forma adecuada.
  • Se implementará un sistema de gestión de residuos según la legislación específica (ver Gestión de residuos sanitarios).
  • Se formará y capacitará a todo el personal en las distintas técnicas microbiológicas estándar y en el uso seguro de equipos e instrumental.
  • Se realizará la vigilancia de la salud de los trabajadores y la vacunación en función de los resultados de la evaluación de riesgos.
  • Se implantará un programa de desinsectación y desratización.
  • No estará permitida la entrada de animales no relacionados con el trabajo del laboratorio.

Equipo de seguridad[editar]

Instalaciones[editar]

  • No es necesario que el laboratorio esté separado o aislado de otras zonas del edificio de tránsito público.
  • Es aconsejable que la puerta del laboratorio se cierre automáticamente, esté protegida contra incendios y esté provista de una mirilla de observación u otro dispositivo que permita ver a los ocupantes, así como poner de manifiesto los accidentes e incidentes que puedan producirse.
  • El laboratorio estará diseñado de manera que su limpieza resulte cómoda y accesible, con techos, paredes y suelos fáciles de limpiar. Los suelos serán antideslizantes.
  • Las superficies de las mesas serán impermeables y resistentes a ácidos, álcalis, disolventes orgánicos y al calor moderado, Y fáciles de limpiar, para lo que se evitarán rendijas y esquinas que favorezcan la acumulación de suciedad.
  • El mobiliario será robusto. Entre mesas, estanterías, armarios, cabinas y otros equipos debe haber espacio suficiente para permitir la fácil limpieza y el movimiento cómodo de los trabajadores.
  • El laboratorio dispondrá de lavamanos instalados cerca de la salida; si se considera necesario, se instalarán duchas de emergencia y lavaojos.
  • Fuera del laboratorio se dispondrá de vestuarios con taquillas para la ropa, comedores y/o zonas de descanso para el personal.
  • En caso de ventanas practicables, estas deberán llevar protección frente a la entrada de insectos.
  • Habrá espacio suficiente para el almacenamiento de materiales y reactivos de uso inmediato. Para el almacenamiento a largo plazo se recomienda un local fuera de la zona de trabajo. Se dispondrá de espacio e instalaciones para manejar y almacenar disolventes, material radioactivo y gases comprimidos en condiciones adecuadas de seguridad y siguiendo las normativas específicas para ello.
  • El laboratorio dispondrá de ventilación e iluminación adecuadas; se evitarán reflejos y brillos molestos. Además, debe disponer de un sistema de iluminación de emergencia, que permita salir del laboratorio en condiciones de seguridad, y de un equipo electrógeno de reserva para alimentar los aparatos esenciales (estufas, CSB, congeladores, etc.).
  • El laboratorio contará con un botiquín adecuado y, si es necesario, con zona o sala de primeros auxilios.

Bibliografía[editar]

INSHT: Guía técnica para la evaluación y prevención de los riesgos relacionados con la exposición a agentes biológicos.